Terminar el colegio: Carta a mi hermano menor

¡No me quiero ir de Nueva Zelanda! Work Visa el paso a paso
1 Octubre, 2017
En el pasado, solicitamos trabajos. Ahora nos piden diseñar nuestro trabajo.
1 Marzo, 2018

Hola hermano! Esto lo escribí hace mucho desde el corazón, lo hago público para ti y para todos, ahora, porque así lo siento. No solo te la dirijo a ti sino a todos los que intenten reflexionar acerca de la incertidumbre que se forma en nosotros cuando tenemos 16 o 17 años y salimos del cole.



“…Hace un tiempo reflexionaba acerca de la seguridad en mis decisiones comparadas cuando tenía 16 años versus ahora que tengo 26 años. Si Estefano, te llevo 10 años de experiencias, errores y cosas por aprender y mejorar, 26 años…ya estoy grande no?. Pero sabes algo? Me creí grande antes de ser grande interiormente. Creí que ya conocía mucho de mí, antes de descubrirme como lo hago ahora y asimismo hice un plan de vida sin antes haber comenzado a vivir. Discúlpame si escribo así, espero me entiendas, pero cuando hablas desde el corazón a veces cuesta entenderse hasta uno mismo. Continuo. Desde que inicie con el viaje, los temas de conversación con mis padres y ustedes hermanos son diferente. Estamos aprendiendo a conocernos realmente…suena raro, pero ¿porque a la distancia intentas saber más el uno del otro? Quizás porque las situaciones del día a día y la monotonía nos hacen pasar desapercibidos el uno del otro. Desde que inicie el viaje decidí poco a poco recordar todo tipo de relaciones que tuve… me refiero relaciones conmigo, con mi familia y con mi futuro. Y en esa carta quise detenerme a hablarte cuales fueron mis conclusiones acerca de lo que conlleva pensar en el futuro. De alguna u otra forma los padres intentan asegurar o definir el futuro de sus hijos sin antes haberlos dejado volar y cometer errores.

Con 16 años, tienes que elegir qué es lo que quieres hacer durante el resto de tu vida, sin apenas conocimientos para justificar tu decisión…y no es de extrañar que unos años más tarde no pienses lo mismo que cuando entraste a la universidad.

Recuerda que tienes el mundo para vivir, encuentra a través de experiencias vivenciales cual es el verdadero significado de felicidad para ti. Recuerda que cada uno tiene un diferente concepto de esta. Te digo algo? Ahora que tengo mucho tiempo a solas, empecé a recordar como de pequeña ya daba señales que hacer lo que estoy haciendo ahora, era lo que más deseaba. Recuerdo soñar mucho estando en un avión, otras veces jugaba a las barbies creando un episodio en otro lado del mundo, cuando tenía 12 años quería ser aeromosa, me encantaba la idea de conocer personas de todo el mundo, me gusta mucho investigar y dar a conocer lo que se, etc etc. Escucha todo lo que te gusta, ahora más que nunca, ya que la educación actual tiene mucho por solucionar y cambiar, quedo atrasada en el tiempo. Tú no lo hagas, hoy el mundo está más conectado que nunca y puedes aprender todo lo que desees a través del internet, no mates una curiosidad y se creativo todos los días, pregúntate siempre porque? Y cualquier idea que se te ocurra, no la deshechas ni la juzgues, que de esa idea puede salir tu mejor proyecto de vida. Se original y eso lo lograrás siendo TU mismo. Cada uno tiene diferentes talentos, el secreto es saber identificarlo y potenciarlo si es algo que nos gusta mucho. Muchos debates acerca de mis planes a futuro o mi forma de pensar he tenido con papá… la típica… ya terminaste tu carrera..deberías estar en una empresa grande trabajando en algo relacionado a eso. Aquí esta el tema que te hablare en otro momento. Estudiar una carrera a veces esta desconectado de tu propósito personal y tus pasiones. No debería ser así, pero a mis 16 años elegí mi carrera por el simple hecho de hacerle caso a papá estudiando en la universidad. Muchas veces pensamos que darnos un tiempo para tomar esa gran decisión es una perdida. Yo diría que ganas mucho, muchísimo. Ganas la capacidad de apreciar y comprender mejor tus gustos, descubrir tus talentos, entender porque esto y no lo otro. Pero esto sucederá así de la nada. Tienes que en ese tiempo hacer cosas para encontrar tus pasiones. Eso no se nos enseño.. y quizás, en el colegio se esfumo con el tiempo. A veces pensamos que el trabajo que tengamos a futuro no tendrá nada que ver con tus pasiones. Pues al contrario, de tus pasiones nacerá el “trabajo” para tu vida. Acordes a tu propósito y sueños. Pero.. Hermana ¿Yo no tengo claro que estudiar o cuales son mis pasiones? … Pues déjame decirte, que tampoco lo tenía clara, es más sigo construyendo mi propósito y sumando más sueños a la lista. De hecho uno de mis sueños lo estoy cumpliendo ahora: Viajar a otro país sola y descubrirme, no tienes ideas todos los retos personales que he pasado y sigo pasando. Como ahora tengo las cosas mas claras, como he descubierto mis talentos, como me he puesto a prueba ante situaciones de riesgo, ahora me doy cuenta lo capaz que soy, esto ya es parte de un sueño que acabo de cumplir. Lo que te trato de decir ahora, es que al menos indagues con tu interior, a solas, que sueños tienes y cómo quieres ser recordado, que te gustaría crear, mejorar. Busca en ti más que en tu alrededor. Ahora que es mitad de año y sé que tienes que “decidir qué hacer con tu vida” te presento una agradable manera de ver tu futuro. Un enfoque que dice “Que debemos crear valor en nuestra vida y aprender a través de nuestras experiencias y que estas experiencias serán una gran ayuda para dirigirnos hacer lo que nos gusta. Nos darán mayor visibilidad de nuestras pasiones dormidas”. Te presento algunos consejos para ayudarte a disfrutar el camino que recorrerás.

<

¿Qué cosas debemos vivir antes de decidir “Qué hacer de tú vida”?


Dirigido a todos aquellos que se encuentran en 5to de secundaria e inician una de las etapas más hermosas de nuestra vida. No te asustes porque comenzarás a vivir bajo tus propias decisiones y se siempre consciente que algunas veces equivocarse es una posibilidad pero tus buenas energías y tu conexión con el momento presente te ayudarán a encontrar los medios (personas o situaciones) para solucionar el problema o mucho mejor, serás tú mismo quien cree la solución. Entrar a la universidad, elegir una carrera y obtener un trabajo es algo que la mayoría de los jóvenes hacen al concluir el colegio. Pero… ¿Qué se obvio en este proceso? el hecho de pasar de PASIÓN A PROFESIÓN. ¿Cuáles son nuestras fortalezas personales? ¿Cuáles son nuestras motivaciones? La revolución en nuestra forma de aprender, debe partir de nosotros, sé que el colegio con la educación actual no nos está ayudando mucho, por tanto, depende de nosotros vivir experiencias de aprendizajes que complementen la educación actual.

1.No intentes elegir una carrera y entrar a la universidad cuando aún no estás seguro(a) al 100% de que es lo que te gusta y mucho menos si lo haces solo por tener un certificado que te salve de algo. La universidad NO te asegura un trabajo.

2.Lárgate y recorre un poco el mundo, ya sea semanas, meses o años, no importa pero vivir estas experiencias te harán aumentar tu perspectiva del mundo y crear un nuevo concepto de ver tú vida.

3.Encárgate de descubrir tus habilidades y talentos.

4.Y mejor aún. Pon en práctica esas habilidades en cualquier entorno de aprendizaje y conviértelas en competencias. El verdadero aprendizaje empieza cuando pones en práctica esas habilidades.

5.Rodéate de personas que estén en la misma sintonía que tú, personas con los mismos intereses y nútrete de ellos.

6.Uno no nace sabiendo lo que le gusta. Experimenta actividades que en el colegio no te permitiste experimentar y quizás no sabes si te gusta o no: Ilustración, escritura, lectura, danza, diseño,

7. No escuches opiniones, escucha CONSEJOS.

8. Anda a un lugar muy pobre, escucha a esa gente, intenta ayudarlos a través de un voluntariado o como lo creas, pero no dejes de aprender otra realidad que quizás tú no la tienes. Ellos tienen lecciones de vida para darte.

9. Encárgate de encontrar eso que te apasiona. No puedes descubrir tu pasión sentado en el sofá de casa, necesitas buscarla, experimenta situaciones que te ayuden a encontrarla.

10. No pierdas de vista tus sueños: Es fácil perder de vista tus sueños en el mundo en que vivimos. Sin apenas darte cuenta, te ves envuelto por el sistema y vas siguiendo un molde con estructuras, sin ni siquiera plantearte si realmente es lo que quieres.

11. La universidad es un gran medio para aprender, pero también existe el mundo entero como medio del aprendizaje alternativo (creándolo tú mismo). Combina ambas, una sola, elije la universidad, instituto, la calle o inventa tu forma de aprender. Sea como sea ten en claro que a los 16 años estar en la mejor etapa para aprender y equivocarte pero siendo consciente.

12. Haz una lista de las cosas que te gustan mucho, haz otra reconociendo que talentos tienes, y finalmente otra mencionando lo que te gusta y desearías aprender.

13. Se autodidacta: Mientras que existen personas que se forman asistiendo a clases presenciales (universidad, institutos, academias…), otras lo hacen a través de su propio aprendizaje, explorando y profundizando sobre un área de conocimiento que le inquieta e interesa. Experimenta! Es el origen del aprendizaje!

14. Hazte la pregunta ¿Qué necesitas para ser feliz? Y luego pregúntate ¿Qué necesitas para lograr cada cosa que pusiste?. Ten plasmado eso en escrito y ponlo en tu cuarto, créate objetivos para lograr eso que te propusiste.

15. Haz una lista con los talentos que crees que tienes y asimismo con las cosas que te gustan mucho y disfrutas haciéndolo (pasión). Lo que se derive de esta mezcla posiblemente te ayude a encontrar a que dedicar tu vida.

16. Inicia un trueque de conocimiento con tu entorno. ¿Imagínate aprender algo nuevo todos los días?.

17. Cuestiona siempre la verdad. Lección más importante en 15 años de escuela: aprender que el profesor puede estar equivocado — Joan Tubau


Además de ser tu hermana mayor, soy tu amiga. Ahora que decidí viajar he descubierto talentos y habilidades que antes no estaba ni enterada que tenía y quizás estando en mi zona de confort jamás los hubiera encontrado.
Ahora que tengo 26 años me siento más segura de mis decisiones que cuando tenía 16 años.
Ahora con 26 años, comparto momentos también con viajeros de 18 y 19 años, me asombro ante ellos porque son capaces de resolver problemas y enfrentar el viaje mientras a esa edad quizás yo estaba segura aun viviendo con mis padres sin aún entender las dificultades de la vida.

Esta carta va dirigida a todos los hermanos mayores que como yo quieren mostrarles sus hermanos que debemos vivir experiencias como viajar para a través de vivencias experienciales nos permitan aumentar nuestro conocimiento personal y entender que hacer para vivir felices. Como alguna vez leí en un libro, encontrar nuestra pasión y combinarla con nuestras habilidades, serán nuestras herramientas para crear nuestro trabajo. Que deja de llamarse trabajo cuando hacemos lo que nos apasiona. Escribo esto para dejar en claro que no por haber salido del colegio tiene que entrar a una universidad o instituto porque si no, no será nadie en la vida. Tomar una decisión así sin antes haber conversado con tu hijo y ayudado a que, a través de experiencias de aprendizaje como tomar cursos cortos, viajar al exterior, participar de eventos de aprendizaje pueda ir poco a poco aclarando sus ideas. No hablo del test de vocación profesional porque un papel con 10 preguntas jamás describirán lo que sientes interiormente, hablo de un plan armado con tu hijo para una mejor elección. Si solo deseas “asegurar su futuro “estarán ocasionando solamente futura ansiedad porque cuando terminen los 5 años de universidad probablemente no sabrán qué hacer con sus vidas.. No estoy en contra de la universidad, instituto o lo que se llame. Estoy a favor de encontrar primero nuestros talentos perdidos, poner a prueba habilidades que creemos tener, descubrirnos nosotros interiormente, que obviamente será un proceso hasta el fin de nuestras vidas y finalmente conectarnos al mundo como nuestra mejor escuela. Estudiar un año en otro país, viajar con dinero o sin dinero, hacer voluntariado, ganar dinero trabajando en otro país, etc demuestran que el mundo no es solo Lima, ni mucho menos Perú. Tus oportunidades se engrandecen una vez cruzada esa línea llamada confort.

Déjenlos volar y sirvan de guías y mentores en sus decisiones. Si con la educación actual ya perdieron u olvidaron talentos y pasiones, ayúdenlos a descubrir todo de nuevo. Que puedan experimentar situaciones de aprendizaje como lo haces con un viaje. Todo con la guía y consejos y apoyo de ustedes, los padres o tutores. La universidad alternativa está ahí esperándote, el mundo te espera.

Pdta: Si eres hermano mayor y deseas unirte a la “Universidad Alternativa” con el objetivo de descubrir quiénes somos, nuestros talentos y pasiones y demostrarles que antes de “asegurar su futuro” puedan desarrollar habilidades blandas y conocimiento personal viajando. Únete a esta alternativa y eres libre de modificar esta carta a tu gusto. Envía este mensaje y compártelo a tu hermano o amigo.


Asimismo ayúdame respondiendo estos formularios: Nro1 y Nro 2.

Ahora cumplo uno de mis sueños: Viajar sola en otro país y vivir en base a mis decisiones. Creo haber aprendido mas que en el colegio y universidad, pero lo importante y lo esencial es llevar conmigo los valores enseñados por mis padres. 💛

Ahora cumplo uno de mis sueños: Viajar sola en otro país y vivir en base a mis decisiones. Creo haber aprendido mas que en el colegio y universidad, pero lo importante y lo esencial es llevar conmigo los valores enseñados por mis padres. 💛

Shares